viernes, 12 de diciembre de 2014

20 pasos para atraer a una pareja sana


Es la primera vez en la historia del mundo en la que la gente se casa por amor. No por negocios, porque los padres así lo deciden o porque las mujeres necesitemos que nos mantengan. Es la primera vez en la historia en la que es tan difícil conseguir pareja y vivimos en un mundo donde se apoya el ser pleno e independiente y no deberías ser infeliz como mujer si estás sola. Pero la verdad es que para muchos esto es un tema que los hace sentir vacíos, desdichados, infelices y además, como si fuera poco culpables porque aún teniéndolo “todo” se sienten mal. No voy a recomendar un baño con sales especiales o una carta astral con mi astrólogo de confianza. Voy a proponer el camino largo pero seguro. Mis 20 pasos para conseguir una pareja sana y feliz:

1.   Sana tu relación con tus padres (biológicos y de crianza): Todo comienza allí, en los primeros 5 años de vida se forma parte importante de nuestro sistema de creencias y de nuestro modo de dar y recibir afecto. Podemos pasarnos toda la vida culpando a nuestros padres por todo, si fuimos niños abandonados, niños no deseados, si querían una niña y resultaste varón, si tu madre falleció el día en que naciste o te sientes culpable por el divorcio de tus padres, si fuiste criado con indiferencia emocional, si nunca fuimos suficiente o si nuestros padres no se amaron bien etc pero llega un momento en la vida en la que estaría bueno madurar y sanar esa relación para poder seguir adelante. No repetir los errores de nuestros padres, perdonarlos, tomar y agradecer todas las cosas buenas y maravillosas que nos dieron y nos dan siempre ¡desde la vida misma! Esto puede resultar un camino largo que involucre terapia, constelaciones familiares o hasta un chamán… todo es válido. Lo importante es hacerlo y sanar. Nuestros padres fueron nuestro primer contacto con el amor, si algo está mal allí, desde la raíz, se estará reflejando en nuestra forma de amar(nos) y de ser amados. Hombres que buscan a mamá en una pareja y eso termina mal, mujeres que fueron abandonadas por su padre y buscan hombres que las rechacen, hombres que creen que no valen nada y que no van a conseguir a alguien por eso… Mucho que analizar y trabajar.

2.     Descubre de dónde vienes en materia de amor. Formamos parte de una familia y científicamente está probado que traemos con nosotros una memoria familiar o hasta genética y ya que estamos trabajando en temas de amor puede que exista un patrón en nuestra familia que estemos repitiendo sin estar conscientes. ¿Sabes cómo es la historia de amor de tus abuelos? ¿De tus padres? ¿Hubo historias de infidelidades, de amantes, de viudez de personas que tuvieron que salir adelantes sin una pareja? Aparte de recrearte y seguramente impactarte descubriendo la historia familiar quizá encuentres un patrón, muchas veces por ser leales a nuestra familia no tenemos una pareja o nos convertimos en personas malqueridas. Una vez conocí a una persona que tuvo que pasar años en terapia para permitirse ser feliz con su pareja ya que se sentía culpable porque todos en su familia habían tenido divorcios o estaban viudos y le daba “cosa” ser la única persona con una pareja feliz. En otra ocasión hablé con una persona que descubrió que su abuela había tenido hijos fuera del matrimonio y con un hombre casado, esta persona se descubrió imitando los pasos de su abuela aún sin conocer la historia.

3.     Analiza desde otra perspectiva tus creencias. Nuestras creencias juegan un papel muy importante en nuestras vidas. (en este post hablo sobre mi creencia de que “hombres como mi papá no hay” y de cómo tuve que trabajar el tema) específicamente en el amor pueden pasar cosas como: “Todos los hombres son infieles”, “el amor verdadero sólo existe en las películas”, “La gente ya no se compromete como antes”, “no se puede tener todo en la vida, si me va bien profesionalmente no me puede ir bien en el amor”, “los mejores hombres ya están casados” “cuando me conocen realmente de alejan” “todos tienen pareja menos yo”, “ tener pareja implica perder mi libertad y yo amo ser libre” “nada me sale bien nunca” “las mujeres buenas no hacen/dicen _____” “¿quién me va a querer a mí si soy tan ________?” E infinitas creencias. El asunto con las creencias es que vas a hacer cosas para demostrarte que tienes razón, si crees que el romance ya no existe en estos días vas a atraer a personas anti-románticas sólo para decirte “te lo dije”. Esto no suele ser en un nivel consciente. Así que el primer paso es identificar la creencia para luego trabajarla.

4.     ¿Ya tienes pareja y no te has dado cuenta?. Muchas veces pasa que emocionalmente estamos atados a una “pareja” que no nos permite avanzar. Voy 2 ejemplos pero hay muchos casos de este tipo:

4.1  Papá ya no está en casa y la hija asume el papel de esposo de su madre: En lugar de apoyarse en mamá pasa a proveerla no sólo económicamente sino emocionalmente percibiéndola como un ser débil. Puede ocurrir por ejemplo que la hija quede embarazada de un padre irresponsable ya que considera que así tendrá a su familia completa. Ella + su esposo (mama) + bebé.
4.2  Amiga que no se quiere comprometer: Estás enamorado de una persona que dice que no se puede comprometer contigo porque tiene muchos problemas, tiene una adicción que no puede vencer, “no sabe amar”, está casada, su familia no se lo permite etc… sólo llama cuando necesita algo y si se da cuenta que estás avanzando hace algo para evitarlo. La persona enamorada cree que su amiga va a cambiar, justifica todos sus “problemas”, y cree que porque lo celan están enamorados de vuelta. Pueden pasar años en una relación así sin avanzar y sin permitir conseguir una pareja sana y feliz.


5.     Vive el duelo de tus exparejas. Las 5 etapas. Cierra los ciclos. Un duelo hay que vivirlo plenamente (en este post hablé algo que podría ayudar) no importa si dejaste o fuiste dejado en ambos casos hay que vivir la negación, la tristeza, la ira, la negociación hasta llegar a la aceptación. Aunque no lo creas puedes seguir pegado en alguna de las etapas por años y eso no te va a permitir avanzar.

6.     Perdona y perdónate. A todos y en todo. Suelta ese peso para que puedas avanzar.


7.     Encuéntrate. Ponte tu máscara de oxígeno antes de ayudar a los demás. Descubre quién eres y qué te gusta.  Inscríbete en actividades distintas, busca un camino espiritual, forma parte de un equipo. Además de aumentar tu autoestima y tu seguridad en ti mismo puedes mostrarte al mundo con seguridad. No esperes ser rescatado y admirado si ni siquiera sabes quién eres. No puedes dar a los demás algo que no tienes.

8.     Trabaja el merecimiento. Mereces amar y ser amado siempre. Todos los seres humanos nacemos con ese derecho y ese milagro. No eres menos que nadie. Trabaja tu autoestima.


9.     Conviértete en la pareja que deseas. Atraemos lo que somos no lo que seremos. ¿quieres a alguien aventurero que recorra el mundo con una mochila? Hazlo tú ¿Quieres a alguien sensible artísticamente? Ve a museos, teatros, muestras, galerías ¿Quieres un intelectual? Ve a conferencias, librerías. Imagina que llega el fotógrafo con el que siempre soñaste y tu nunca te dedicaste a estudiar nada de fotografía, quizá no tengan de qué hablar, en cambio si les muestras tus fotos del safari fotográfico que hiciste en Sudáfrica puede haber más chance ¿no crees? Y si no llega la persona habrás vivido tanto y hecho tantas cosas nuevas que ni siquiera soñabas con hacer que igual estrás feliz y realizado.

10. Aprende a estar solo. Pero solo de verdad. Muchas veces pasamos la vida siempre con un tema: tristes porque nos dejaron,  persiguiendo a un nuevo amor, con novio, con un peor-es-nada, sufriendo porque no nos prestan atención y así comienza el ciclo de nuevo. ¿Qué tal si por un momento te detienes y aprendes a pasar tiempo contigo soltero? ¿Te da miedo descubrir que no te caes bien? Si es así cambia lo que necesites cambiar para aprender a amarte y a aceptarte. ¿Pasarías el resto de tu vida contigo mismo? Analiza tu respuesta. No esperes que mágicamente aparezca una princesa o un príncipe encantado a tu vida a decirte que se quiere casar si tú mismo no estas seguro de pasar el resto de tu vida contigo. Te aman como te amas.

11. No te muestres desesperadamente. No hay nada que repela más que esa actitud de “mírame! Mírame! Mírame aquí estoy y mira lo maravilloso que soy, me estás mirando? *dando brinquitos alrededor de alguien* “ ¿No es terrible? Deja que te descubran. No ahuyentes a tus potenciales parejas.

12. No seas fácil. ¿qué mensajes quieres enviar? ¿a qué le das más valor a lo que te costó conseguir o a lo que te regalaron sin siquiera pedirlo?

13. No tengas miedo a ser herido. Ser vulnerable no es fácil pero vale la pena. Ojo hazlo con inteligencia emocional. No vayas por la vida mostrando tu yugular a cualquier depredador.

14. Ser inseguro no es sexy. Imagina que estás en una fiesta ¿quién te parece más atractivo? la persona que está relajada, bailando y disfrutando con sus amigos y con esa mirada de que sabe algo que tú no o la persona que está en una esquina mordiéndose las uñas, incómoda porque no sabe donde poner las manos y abrazando un cojín para protegerse. Ser inseguro no es sexy. No se trata de que seas alguien que no eres. Si no eres de los que se lanza en medio de la pista a robarse la atención ¡No lo hagas! Las personas detectan la falsedad a leguas de distancia, lo importante es que irradies seguridad y tranquilidad. Ser tu mismo resultará atractivo.

15. Viaja (si es sólo mejor). Quizá tu amor esté lejos de tu residencia, viajar te romperá esquemas mentales, cambiará muchas de tus creencias, cambiará tu carta astral, conocerás el mundo y expandirás tus limites.

16. Let it go and let it god. Hay tiempo para hacer que las cosas pasen y tiempo para dejar que las cosas pasen. Si ya has puesto energía, tiempo, dinero y lágrimas en algo y no se te ha dado, quizá es tiempo de poner una pausa y dejárselo a Dios. Surrender. Ya hiciste todo lo humanamente posible. Una mujer soñaba desde pequeña en casarse y tener una familia inmensa. Por mucho tiempo y a medida que pasaban los años se deprimía más y más al ver que su sueño no se cumplía. Cuando cumplió 43 años se fue a la playa e hizo un barquito. Se metió al mar con ropa y puso en el barco su sueño. Y entre lágrimas lo dejó ir. Ese día se sintió finalmente libre. Dejó de estar atormentada por la etiqueta de solterona y comenzó un nuevo capítulo de su vida. No sé si finalmente la señora consiguió pareja pero si sé que se permitió ser libre y feliz.


17. Siéntete bien contigo mismo. He estado hablando todo este post de trabajar y amar tu interior para convertirte en la mejor versión de ti mismo pero en este punto me refiero a lo físico. No quiere decir que solo los guapos pueden tener pareja, de hecho, piensa en gente horrible, desagradable, peluda y de aspecto grasosito (o con verrugas en la frente) que tienen pareja. Quizá si cambias algo externo cambies tu actitud. ¿Te acomplejan tus dientes y por eso no sonríes? Ponte frenillos y blanquéalos, ¿No te gusta tu cuerpo? Haz dieta y ejercicio. ¡Cambiáte el look, atrévete! Quizá con otro color de cabello te sientas más radiante y vayas por ahí resultando más atractivo. Piensa en gente que consideres hermosa y que es super insegura y en feos que son super seguros de si mismos. ¿Quién resulta más atractivo? Tú puedes ser el paquete completo guapo y seguro.

18. Resuelve la ansiedad. Si eres una persona muy ansiosa en tu vida no dudes que en el plano amoroso también reflejarás esto. Quieres todo todo el tiempo, quieres más, quieres probar algo nuevo siempre, te aburres rápido, nada resulta suficiente para ti ¿te pasa eso con tus parejas? ¿Te gustan al principio pero luego te aburres o le encuentras algo malo (que siempre estuvo allí)? ¿Un día quieres y al siguiente no? ¿Crees que puedes encontrar algo mejor todo el tiempo? Trabaja tu ansiedad quizá eso haga que puedas estabilizarte y estar en paz y feliz junto a alguien.


19. Está claro en lo que quieres. No pierdas el tiempo. Nadie cambia. Si buscas a una persona seria no salgas con una mujer que sabes que no quiere nada serio. Si no te gustan los hombres que hagan o que sean _______ ni siquiera salgas con un hombre que haga o sea eso. Pedirle que cambie es no aceptar su naturaleza y  la relación no va a funcionar. En serio, nadie cambia o no esperes que lo haga, si no te gustan los fumadores y tu potencial pareja fuma no esperes que deje el cigarro, si lo deja porque así lo deseó ¡maravilloso! Bien por su salud y la de su familia pero no bases tu decisión de estar con esa persona pesando que dejará de fumar, tu serás un fastidio y él estará fastidiado todo el tiempo.

20.  Amáte. El amor propio es el amor sobre el cual reposan todos los demás amores. Para poder nutrir a alguien y crecer en pareja debes amarte primero. No puedes dar lo que no tienes. Dios dijo amad a los demás como a ti mismo punto.

Amen (así sin acento)

domingo, 2 de noviembre de 2014

Paredes que hablan ¿Qué dice tu habitación de ti?



Según el libro Blink de Malcolm Gladwell si pasas 15 minutos entre las cosas personales de un desconocido y basándote en ello respondes un test sobre su personalidad obtendrás un 90% de asertividad. Eso se debe a un pensamiento instantáneo y prácticamente intuitivo que tenemos los seres humanos que tendemos a ignorar a la hora de tomar decisiones. Pero no vengo a compartir sobre la toma de decisiones o del libro. Resulta que hice el ejercicio en mi propia habitación:
Si yo fuera un desconocido ¿Qué pensaría de la persona que habita aquí?
Tengo libros sobre libros, muchos aún con su plástico, fotografías y cuadros de viajes, un pequeño altar, varios mats, cd,s, una mac, no hay espejos, no hay maquillaje, ni televisión, hay un pequeño escritorio y una pared azul rey con un cuadro sobre la puerta que debe ser muy importante, una sola mesita de noche y todo resulta funcional, hay pocas cosas que sólo sean un adorno… Vi cosas hermosas de mi personalidad allí, vi que era una chica entre 20 y 30 años, creativa y sociable pero vi cosas como “raras” también: no pude determinar su profesión o si estaba con pareja o no, incluso me costó saber si vivía allí o si estaba en algún viaje… (Hace 2 semanas mandé a enmarcar mis títulos para honrar el asunto de la profesión y escribí sobre eso). El tema es ese ¿Qué dice todo eso de mí? ¿Realmente me siento con raíces en dónde estoy? ¿Cómo está mi relación mi profesión? ¿Cómo está mi relación con mi pareja? ¿Cómo está mi relación conmigo misma?
Los cuartos dicen mucho:
Cuartos que dicen que un adulto aún es un niño o sigue aferrado al pasado, con juguetes, o elementos infantiles.
Mujeres de 30 años con peluches, afiches adolescentes y corchos colegiales (y que se preguntan por qué ningún hombre se quiere comprometer con ellas… a los HOMBRES adultos maduros y realizados les gustan las MUJERES, no las niñas).
He entrado a habitaciones dónde el desorden y la acumulación de objetos no deja espacio ni para caminar ¿Qué situación de su vida los está sofocando?
Una vez fui a una donde el espejo, que era gigante, estaba DISTORSIONADO aunque era muy sutil, la imagen que reflejaba no era real (su dueño era una persona MUY acomplejada ¿será por eso?).
Habitaciones que son una oda a la ex pareja o a un ciclo de su vida que ya terminó con fotografías y regalos de esa persona como si aún formara parte de su vida.
Matrimonios donde sólo uno de los esposos se refleja en el estilo, en las cosas, en el espacio o en las fotografías
Casas que son hermosísimas y decoradas y la habitación no, como si la prioridad fuera lo de afuera y no lo de adentro.
Gente que no tiene cama. ¿No se sienten merecedores de una? ¿No soy prioridad en mi vida? Pasamos un tercio de nuestras vidas en nuestras camas, durmiendo y haciendo otras actividades también. Creo que debemos INVERTIR en un buen colchón y en una buena cama antes que en una mesa ratona de la sala que no usamos nunca.
Camas que se convierten en oficinas y casi no hay espacio para dormir. ¿Nuestro trabajo no nos deja espacio para otra cosa?
Habitaciones sin luz y sin alegría.
Habitaciones que reflejan enfermedad.
Habitaciones que reflejan una pérdida no superada. Un duelo mal llevado. Una ira mal manejada- Fotografías con gente recortada por ejemplo, ver ese hueco en una fotografía todos los días no me parece tan sano… ¿no sería mejor quitar la foto? Si estás dejando ese hueco allí tan visible es por algo no resuelto.
Cuartos que son DOMINADOS por algo ajeno a la persona que se percibe como sumisa como una religión o un político u otra persona incluso.
Habitaciones con elementos violentos en ella.
Cuartos narcisistas.
Y también he entrado a habitaciones que dan paz, que son iluminadas y hermosas. Que provoca quedarse allí o resultan familiares y acogedoras. Cuartos que reflejan a una pareja sana y feliz o a personas satisfechas con sus vidas. Cuartos que hacen saber que hay relaciones sanas en la familia de esa persona. Un sitio que refleja amor. Camas que provoca sentarse allí a echar cuentos y a hablar de la vida. He ido a cuartos con pisos de tierra de gente muy pobre materialmente y he sentido belleza, amor y satisfacción… Por eso SE que nada de esto tiene que ver con la decoración o con lo costoso de las cosas que están allí… es un mensaje intuitivo que llega…
Muchas veces uno quiere cambiar su vida y no sabe como comenzar, quizá invertir tiempo y energía en nuestros cuarto sea un buen comienzo.
¿Qué dice tu habitación de ti?
Namasté,

Metas para este 2014


Queda poco para cerrar el año así que me recuerdo mis propósitos para este 2014... 

Pensando en los "propósitos de año nuevo" o en mi lista de cosas que hacer antes de morir, me di cuenta que aunque la mía incluya un viaje a Tailandia y la de otra persona nadar con delfines o aprender otro idioma, al final se trata de actividades que buscan que la vida sea más excitante, satisfactoria y con un propósito y eso tiene un significado más profundo: lo que motiva esos deseos es un sentimiento de conectarse a la vida, de sentir, de "tocar" el amor y la felicidad.
Cuando hacemos lo que amamos nos convertimos en una expresión de amor.
Creo que la mayoría de los seres humanos queremos ser felices aunque cada camino para lograrlo sea distinto.
Este año voy a compartir mi lista pero no la de experiencias sino la de actos que creo que acercan a la felicidad,algunos ya los he hecho y han cambiado mi vida, otros los estoy trabajando y otros aún están muy lejanos:

1. Perdona a tus Ex. Se trata de dejar ir, de olvidar, de no escribir mensajes ebrios. No es necesariamente que estén en tu vida y sean mejores amigos, basta con que se vean en la calle y puedan saludarse sin rencores.

2. Ámate. Sin culpas sin restricciones, cuando tomen una foto y la veas no vayas directo a lo feo que saliste. Quiérete sin condiciones, no pretendas encontrar afuera tu autoestima perdida. Mírate con ojos de cariño como la madre que ve a su hijo. Deja de compararte.

3. Si no te gusta tu trabajo renuncia. Siempre hay formas legales de ganar dinero y mucho, aún en época de crisis. Si es por miedo a dejar la zona de confort, batuquéala. Espera cosas buenas. Si puedes se tu propio jefe.

4. Deja la culpa por aumentar de peso en vacaciones. Deja la flojera y haz dieta y ejercicio el resto del año para cambiar las cosas de tu cuerpo que no te gustan.

5. Confía en Dios. En que todo estará bien. En qué las cosas y las personas llegan y se van en el momento justo. En que todo es parte de un plan. (Pero pon de tu parte también)

6. Viaja más. Viaja a ESE lugar. Sal al aire libre, en lugar de ir a un mall ve a un parque y haz un picnic.

7. Adáptate. A lo nuevo, a la gente. Entiende que no puedes cambiar a nadie.

8. Medita. TODAS las respuestas están dentro de ti. TU eres Dios.

9. Sigue tu corazón. Afina tu instinto si no te gusta alguien aléjate, si un sitio te llama ve, si quieres cometer esa locura por amor cométela. No confundas con ser impulsivo e inmaduro, es distinto. Aprende a escuchar.

10. Rechaza el rechazo. Todos somos iguales.

11. Deja el alcohol y/o las drogas por completo así sólo lo hagas de forma social, te sorprenderás de como cambian tus prioridades, se alejan quiénes no son tus amigos, tu presupuesto y tu organismo te lo agradecen. Puedes ser sociable y divertido también si estas sobrio. Nada bueno ocurre luego de las 3am.

12. Antes de comprar algo pregúntate si REALMENTE lo necesitas

13. Ve el mundo como un lugar seguro y amable. Juro que si tu actitud cambia el mundo cambia para ti (si, aún sí vives en Caracas).

14. Deja los apegos. Disfruta las cosas mientras las tienes, estrena lo que compres, HOY es esa ocasión especial, disfruta a las personas mientras las tienes. Deja ir cuando ya no estén. Recuerda que estamos de paso en este mundo.

15. Da la bienvenida a las lecciones de vida, manténte esperanzado y optimista en las situaciones difíciles. No me refiero a ver polvo de unicornios todo el tiempo sólo que toda historia múltiples formas de leerse.

16. Juega con un niño como si fueras un niño. Baila más, ríe más y canta más duro. Aprecia la naturaleza, busca formas en las nubes, mójate sin razón en la lluvia, siéntate en la grama y recibe sol.

17. Deja de quejarte. Si hay que hacer algo algo hazlo o ve al punto 7.

18. Conócete. Encuentra tus pasiones y vive para ellas, aprende a vivir contigo. Aprende a pensar por tu mismo. Pasa tiempo de calidad sólo.

19. Devuélvele al mundo lo que te ha sido dado. Haz algo por tu comunidad, colabora con alguna ONG, adopta una tortuga, siembra un árbol. (Quizá algún día seas tu quién necesites ayuda u oxígeno del árbol)

20. AGRADECE siempre cada día, por la vida, por que tienes, por lo que no, a la persona que hizo algo amable por ti, al que te sirvió el café en la panadería, A tu familia por el amor que te dan. Nunca des nada por sentado.

21. Se serio. Que tu palabra valga. Que tus actos correspondan con tus pensamientos. Si prometes algo cúmplelo. No montes cachos, termina esa relación antes.

22. Permítete amar y ser amado. No tengas miedo de que te hieran o de parecer vulnerable. Dile a tus seres queridos que los amas y hazlos sentir especiales. Recibe ese amor de vuelta. Antes de que sea demasiado tarde. Si no eres correspondido en amor de pareja no te quedes allí, busca otro camino. Sin rencores. Mereces que te quieran por lo que eres. SIEMPRE ERES SUFICIENTE.

23. Se adulto. Responsabilízate por tus actos, deja de culpar a los demás de tus errores. Toma tus propias decisiones y vive con ellas. Gana tu propio dinero.

24. No te cases por las razones equivocadas. Por la fiesta, por el vestido blanco, por miedo a quedarte sólo, por presión social o familiar, porque ya llegan los 30. La edad es sólo un número.

25. Mira a los ojos y sonríe. Así no hables el mismo código o el mismo idioma los humanos nos entendemos universalmente así. Deja el celular a un lado cuando estés comiendo con alguien, oye de verdad a las personas, sonríele a los extraños.

Se escribe fácil pero el día a día es el verdadero reto. Feliz 2014 para todos Love & Hope.

¿Qué lugar damos a nuestra profesión?



Esta semana he estado practicando ejercicios para ROMPER PATRONES de conducta que bloquean mi crecimiento personal y aunque me tambalean un poco por las sombras de mi misma que me muestran, el estar tan ATENTA, OBSERVANDO mis emociones me ha hecho ver muchas cosas.

Ayer por ejemplo, un cliente me dijo que le había encantado mi trabajo. Que le parecía increíble lo que podía hacer. Respondí un “gracias *carita feliz*” como siempre… pero esta vez logré ver algo que me dejó impresionada y sorprendida: NO LE CREIA. Cuando me lo dijo mis pensamientos rápidos y silenciosos iban por la siguiente tónica: “se ve que no sabe mucho de diseño” “¿Será que le estoy cobrando mucho?””¿Será que le estoy cobrando poco?” ”No lo dice en serio, lo dice porque lo saqué de un apuro” ”Pude haberlo hecho mejor” fue impactante oír mis inseguridades. Luego comencé a indagar y me pasa lo mismo en muchos otros aspectos de la vida, cuando alguien dice algo bonito de mí o a la hora de colocar precio a mi trabajo y así...

Hoy en día no me considero una persona insegura ni con baja autoestima pero aún así al estar DESPIERTA sé que todavía me falta MUCHO camino por recorrer.

Según el Feng Shui es importante colocar los títulos o nombres de nuestra empresa en un sitio iluminado y apuntando al norte. Pero más allá del Feng Shui creo que se trata de sentido común. Si tengo mi título engavetado, tirado por ahí como si no valiera nada quizá así veo mi carrera o mi trabajo: como si no valiera. Las cosas de las que estamos orgullosos las mostramos y LAS HONRAMOS. No se trata de ir por la vida creyendo que un título nos hace mejores o de restregar nuestros logros a todos. Pero creo que es un buen ejercicio darle un lugar DIGNO a eso que simboliza un logro, después de todo, eso representó una inversión de energía, tiempo y dinero. Así que decidí enmarcar mis títulos y aquello que simboliza a dónde quiero llegar. Invertí tiempo y dinero haciendo eso. Creo que es un buen paso para estar orgullosa de mis logros y de mi carrera y para creer en mí. Si yo misma no creo en mí nadie lo hará. De nada vale que le pida a Dios y al universo oportunidades maravillosas si no creo que las merezca. Hay que trabajar el sentimiento de valía y de merecimiento desde adentro. Nadie puede hacerlo por nosotros.


Namasté

No consigo pareja ¿Es autosaboteo?




Mi papá es un ser maravilloso. Podría llenar cuartillas y cuartillas con todos sus dones y con el agradecimiento que siento de tenerlo en mi vida, sin embargo creo que de todos los regalos que me ha dado -después de mi propia vida claro- es amar bien a mi mamá. Eso, que parece tan simple, es tan profundo que si se analiza con detenimiento se encuentra mucha sabiduría y legados para las próximas generaciones de mi familia. Ese ejemplo de vida me ha hecho ser quién soy y me ha hecho recibir amor del modo en que lo hago y darlo del modo en que lo hago, eso me ha hecho sentir merecedora de las cosas que creo merecer. Sin embargo, como todo en la vida no se puede leer linealmente y no siempre 2 + 2 es 4. 
Yo admito hoy que he sido una mujer malquerida, también he estado con parejas que no me amaban, también he estado con el tipo perfecto pero que yo no amaba y he estado con los inconclusos, los momentáneos y los pasajeros… y no, no han sido muchos, de hecho soy bastante conservadora en cuánto a salir con alguien y no lo hago con cualquiera solo que con casi 30 años he tenido la fortuna de conocer a varias personas muy distintas entre sí que me han dado lecciones muy importantes pero aún en los momentos donde la relación y mi autoestima estaban por el suelo, yo sabía que algo no estaba bien. Y ¿qué tiene que ver todo esto con mi padre? MUCHO.
Desde que tengo uso de razón he escuchado siempre de mis abuelas y de alguna tía la siguiente frase:
“Hombres como tu papá no hay. Es demasiado bueno, siéntete bendecida” 
A simple vista puede sonar como un halago y la verdad es que siempre fue algo natural para mí, obvio que mi papá tampoco es un santo y obvio que tiene defectos pero sí, la verdad es que sin idealizarlo, es una muy buena persona. La cosa está en que esa frase se tatuó en mi subconsciente y se convirtió en una CREENCIA.
El mundo es lo que uno PERCIBE que es. Todos los estímulos que recibimos del mundo exterior pasan por nuestro SISTEMA DE CREENCIAS y después de ese FILTRO es que nosotros tenemos un juicio. Entonces TODO ES RELATIVO lo que es bueno para mí puede ser malo para otro porque tenemos SISTEMAS DE CREENCIAS distintos. 
Hasta ahora, no había estado nunca plena y satisfecha con mi vida amorosa, terapias, astrología, numerología, talleres, libros y pare usted de contar han pasado por mis manos buscando una respuesta, hasta que un día entendí muchas cosas y una de ellas fue trabajar con esa frase que me había acompañado desde la niñez: Si partimos desde el hecho de que hombres como mi papá no hay ¡es justamente ESO lo que voy a estar tratando de DEMOSTRARME siempre! Voy a buscar parejas que me DEMUESTREN siendo un desastre que mi papá es lo mejor del mundo. Y estaré “satisfecha” porque me diré a mí misma: “¿Viste? Hombres como tu papá no hay”. ¡Y eso no es cierto! Existen muchísimos hombres maravillosos y que son el paquete completo, pero es que los humanos hacemos eso para sobrevivir, alimentamos nuestro sistema de creencias para sentirnos en un lugar seguro, no importa si la creencia es saludable o no para nosotros. Por eso hay que identificarlas muy bien y estar conscientes. Estar despiertos. 
Así que frases como: “todos los hombres son infieles”, “las mujeres de ahora no quieren comprometerse”, “los hombres que valen la pena o están casados o son gays”, “yo no soy suficiente” son PELIGROSÍSIMAS para nosotros porque si son una creencia, nos encargaremos de buscar parejas que nos DEMUESTREN que estamos en lo cierto y nada más alejado de la realidad.
Así como ese descubrimiento DIRECTO de una creencia relacionada con mi padre y mi vida amorosa hice varios que quizá comparta más adelante. Pero hoy quise usar este ejemplo para ilustrar esta conclusión:
Los padres SIEMPRE hacen lo mejor que pueden, aunque estén ausentes, aunque sean inaccesibles emocionalmente, aunque sean maltratadores podemos tener la certeza de que como seres humanos están haciendo o hicieron lo mejor que pudieron con lo que tenían y con su sistema de creencias. Madurar es entender que nuestra vida es producto de NUESTRAS decisiones y no culpa de nuestros padres. Madurar es entender que yo tengo que amarme para poder amar y recibir amor. Madurar es entender que aunque papá sea ese lugar seguro, ese proveedor material y emocional, yo debo cortar el cordón umbilical y por mis propios medios abrirme al amor y darle la oportunidad a otra persona para que entre a mi vida bien, para que me ame a su modo y para encontrar juntos un amor sano, un amor bonito. Madurar es darme la confianza a mí misma de que voy a saber elegir un hombre maravilloso que me va a amar bien y a quiénes mis hijas le agradecerán lo que hoy agradezco yo. Madurar es tener la certeza de que a mi modo las cosas también van a estar bien. Madurar es honrar a papá y a mamá por lo que hicieron porque fue perfecto y aceptar y respetar mi modo de hacer las cosas también.
Madurar es amar.

viernes, 5 de septiembre de 2014

Superando el despecho: Adiós, adiós, adiós.


Hoy hice limpieza en mi closet, me atreví a deshacerme de cosas que aunque estaban en cajas que no miraba hace años, nunca me había atrevido a tirar. Me refiero a recuerdos, fotografías y papeles. Mientras miraba esos recuerdos me reencontré con la niña que era en esa época y con cada uno de mi exes (amig@s y novios que me costó dejar en su momento). No digo que ahora sea grande y sabia pero si tengo la certeza de que esa materia del apego afectivo ya la pasé. Que estoy lista para la siguiente lección de la vida.
    Si tuviera que pasar nuevamente por un despecho de esos que dejan un vaciito malévolo en el centro del pecho que juras que nunca más será llenado; que te hace entender cuanta canción triste se haya escrito y que cuando dicen que el corazón se parte no es una metáfora porque realmente sientes algo roto dentro de ti, si tuviera que pasar por un despecho/guayabo/desamor de nuevo, lo haría con la conciencia de que todo es un proceso de crecimiento y aplicaría lo siguiente:

  1.  Ya todo se ha dicho: Cuando uno termina siente que no se ha dicho todo y que hay que decir eso último que cambiará el curso de las cosas, que te hará sentir menos culpable o que hará que te perdonen.  Esto no es cierto. Ya todo se ha dicho. Ya pasó lo que tenía que pasar. Si realmente se llegó al punto de decidir terminar una relación es porque pasaron muchas cosas para llegar ahí. Nadie se levanta una mañana loca y decide acabar una relación porque sí. Hubo todo un proceso que los llevó hasta allí. Y la verdad es que poco importa lo que se diga en esa última etapa, porque cuando uno mira atrás pocas veces recuerda lo que se dijo, uno suele recordar cómo te hicieron sentir. Así que nada de enviar emails larguísimos o llamar a medianoche o entregar esa última carta o tomarse ese “último café”.
  2.  Rehab total: Cuando un adicto deja un hábito  debe hacerlo de raíz. Es mentira que un ludópata se va a curar si va “solo un ratico al casino” o si sigue frecuentando a esas amistades del casino que sólo lo invitan a fumar, a beber y le ablandan la voluntad para que juegue. La verdad es que al menos al principio se debe ser radical en la distancia física y mental de la persona que se quiere terminar de dejar. No existen los “poco a poco”. Se debe decir a los seres queridos que no te hablen de tu ex porque cualquier cosa que te digan en este punto por muy minúscula que pudiera parecer puede disparar un montón de cosas en tu mente y volverte loco con nuevos pensamientos y novelas mentales que uno suele inventarse. Así que no importa si la abuelita cumple años o su perrito se murió. Que no te digan nada. SU mundo YA NO ES TU mundo.  Y eso está bien. Es el orden natural de las cosas. Hay que evitar recaer o hacerse daño en esta primera etapa tan vulnerable.
  3. Basta de culpas: Una relación es de 2. Así que nadie obligó a nadie a hacer nada. Nos hicieron lo que permitimos que nos hicieran e hicimos lo que nos permitieron que hiciéramos. Así que a mirar atrás y a perdonar y a perdonarnos. Somos los únicos que podemos hacer eso. No perdonar a alguien es llevar una carga muy pesada mientras el otro continúa con su vida. No se vale el rol de víctima.
  4.  Nuevas memorias: La mente es tan sabia que tiene un mecanismo de defensa ante el dolor que consiste en “exponernos” a ese hecho doloroso una y otra y otra y otra vez en un loop infernal de recuerdos y asociaciones al ex que nos vuelve locos. Todo nos recuerda a esa persona. TODO. Esto se debe a que en algún momento, tanta exposición va a lograr que ya no nos duela, que nos acostumbremos. Es por ello que hay que crear nuevas memorias para ir borrando esas asociaciones. Ir con otras personas a esos lugares que se asocian con el susodicho o crear nuevos recuerdos como actividades nuevas, tomar una clase de algo, tirarse en paracaídas, cualquier cosa es válida. Quedarse en casa mirando fotos y llorando o tratando de cambiar lo que no se puede cambiar ya no es una opción muy útil para seguir adelante. Un clavo no saca otro clavo. Hay que sanar antes de involucrarse con otro, o le hacemos daño a esa tercera persona o nos hacemos más daño nosotros al final.
  5. Descansar un rato de las redes sociales: El mundo no necesita saber lo mal que estás o lo falsamente bien que estás. Se nota cuando alguien finge super felicidad. Esos juegos de que alguien le va a decir lo que yo estoy publicando es mejor dejarlos para los niños de bachillerato. Si te bloqueó o se le fue un like en una foto no quiere decir nada. Cada quien tiene su proceso de sanación y definitivamente es mejor vivirlo por separado y sin involucrar a los 600 amigos del Facebook. Lo cual me lleva al siguiente punto.
  6. El stalkeo: Yo en lo personal prefiero no saber nada nuevo por el tema de estar en rehab total por un tiempo. No quiero ver a su nueva pareja porque siempre va a estar mal: Si es más guapa que yo me va a golpear el ego. Si es menos agraciada que yo me va a afectar aún más porque me dejo “a mí, por eso” o “¿Qué tiene esa persona que no tenga yo?” Y si está sólo es peor aún que las 2 anteriores o sea, ¿qué puede doblegar más mi ego que pensar que alguien realmente prefirió estar SOLO a estar CONMIGO? Así que nada de lo que pueda ver va a estar bien. El stalkeo solo conseguirá herirme. Sin embargo hay gente que lo ve como exponerse a la realidad y de ese modo la digiere y supera el asunto más rápido. Supongo que cada cabeza es un mundo.
  7. 1 hora al día de boleros: En ese período de duelo a veces pasan días y semanas en las que uno se funde de tanto pensar y sentir y cree que nunca se volverá a estar bien y eso desgasta muchísimo. Así que creo que lo mejor es ponerse una hora al día en las que se va a dejar fluir todo ese caudal emocional, 1 hora en la que se vale todo (sin mantener contacto con el ex)  se vale llorar, gritar, hablar y hablar y hablar de lo que se siente con nuestros seres queridos pero con el fin de sanar, no de ser la víctima. En esa hora se pueden escribir cartas y quemarlas o imaginarse la conversación ideal con esa persona para perdonar o ser perdonados… ¡lo que sea! Pero el resto del día debe ser para tratar de vivir la vida normalmente, si llega un pensamiento doloroso o de ira, creo que se debe detener y “postergarlo” hasta esa hora de boleros.  Poco a poco y aunque parezca imposible se van extendiendo esos períodos en los que no se piensa en esa persona. Hasta que un día te dices a ti mismo “pasó todo el día y no me acordé de él”.
  8. No llames la atención de tu ex: Cuando uno está despechado cualquier tipo de atención por parte del ex es como droga para nuestra adicción. Somos capaces de manipular y fingir enfermedades o cosas descabelladas por 5 minutos de ser el centro de su vida otra vez. Así que prohibido dar lástima, prohibido hacer cosas para que nos odien o nos necesiten. No busques a sus amigos o familiares. Al final sólo estás perdiendo tu tiempo y energía. Esa persona no va a volver si no lo desea. Y eso está bien. Que triste que vuelvan con uno por lástima o por dependencia. El amor debe ser sano y en libertad, no obligado.
  9. Respira: En serio, todo, absolutamente todo pasa, nadie se ha muerto de un despecho, en cambio sí hay gente que por un duelo mal vivido hace de su vida un desastre. Si tienes la mejor actitud, buscas apoyo de tus seres queridos y hasta de un terapeuta todo va a estar bien, en serio, no morirás solo o con 40 gatos porque nadie nunca te volverá a querer. Si te quieres, si entiendes que eres UN TODO perfecto y maravilloso y no una mitad que necesita a otra para ser feliz, encontrarás la felicidad y seguramente alguien querrá compartir su felicidad con la tuya. ¿Qué nunca vas a encontrar a alguien que te quiera como esa persona? Es cierto y ¡esa es la idea! Porque si como pareja se hubiesen querido bien no habrían terminado en primer lugar,  así que busca a alguien que te quiera bonito y a quien tu quieras sanamente y en libertad también. Es lo que merecemos todos. Descubre quien eres y ámate y ve preparando la mejor versión de ti mismo para que te conviertas en esa persona que quieres atraer a tu vida.

Todo va a estar bien. Todo ya está bien.

domingo, 17 de agosto de 2014

El Apego Afectivo y Todo lo que necesitamos es Amor (propio)

 

Sé que las cosas pasan cuando tienen que pasar y todo el vórtice de situaciones de la vida va construyendo poco a poco la persona que uno es hoy en día. Sin embargo, a veces me gusta mirar atrás para ver qué he aprendido y crecer… Si pudiera volver a mis 18 (o 25) años de edad, años de turbulencia de encontrarme yo y encontrar pareja, años de altibajos y despechos y pasiones volátiles, me gustaría darme un autoconsejo sobre trabajar  el APEGO AFECTIVO, creo que hubiese sufrido muchísimo menos y hubiese tenido un amor sano y feliz  porque el estar apegado a una relación disfuncional es estancarse, paralizarse y entregarse a no tener  éxito en el amor.

  Me hubiese dicho: “No importa qué tipo de vínculo tengas, si realmente quieres liberarte de esa persona o relación  que no te deja ser feliz, puedes hacerlo. NO ES IMPOSIBLE”. Pero hay que estar claro con ciertas cosas:

  1.  Hay una gran diferencia entre lo que ES y lo que te GUSTARÍA QUE FUERA.  Solemos autoengañarnos, idealizar, negar, minimizar, exagerar, justificar un montón de cosas que no son justificables. A veces es como si nos pusieran un velo en los ojos que no nos deja ver lo que REALMENTE ES. No interesa toda la evidencia disponible y nos cerramos ante los comentarios y consejos de nuestros seres queridos. El peligro de la frase “nadie es perfecto” si bien es cierto que nadie lo es, la verdad es que muchas veces nos negamos a ver problemas realmente graves y que afectarán el resto de la vida en pareja como la inestabilidad emocional, la falta de emprendimiento o de ambiciones en la vida, la dependencia emocional, el mal carácter, las adicciones entre un sinfín de cosas que tienden a empeorar con el paso de los años. El amor NO CAMBIA NI CURA A NADIE.
  2.  Cuando la persona que amamos nos quiere a medias, con limitaciones, dudas, nos queda un sabor agridulce de que si se quedan  junto a nosotros, hay que agradecer ese favor. Y si hay algo que tengo claro es que si alguien (incluyéndome a mí misma) necesita tiempo, espacio, psicoterapia y un chamán para determinar si quiere o no a su pareja ES QUE NO LA QUIERE. Porque el amor se nota, es inevitable sentirlo y demostrarlo. Y si uno QUIERE amar, no tiene dudas. Pedir constantes demostraciones de afecto o acciones es desgastante y terrible.
  3. EL QUE QUIERE ESTAR CONTIGO ESTA CONTIGO INCONDICIONALMENTE PUNTO. Frases como: “esa es su forma de amarme”, “Me quiere pero aún no lo sabe” “Tiene problemas emocionales que no le permiten amarme” “su X impedimento externo hace que no pueda estar conmigo”, todo eso tiende a ser autoengaño y la vida se encarga de demostrarlo, cuantas veces no ocurre que parejas que llevan años juntas al poco tiempo de terminar, el que supuestamente no estaba listo para comprometerse se casa con otra persona y es que es así, CUANDO SE QUIERE SE PUEDE,  sin forzarlo, sin grandes dramas. Cuando un amor es bonito, sano y libre la cosa sale natural y fluye.

   A veces es cuestión de cambiar un poco la perspectiva, si algo nos hace ruido sobre nuestra relación de pareja podemos pensar: Si a mi hija/amiga/hijo le hicieran constantemente esta cosa o lo trataran de este modo, ¿Qué me parecería? La respuesta puede ser muy reveladora.

 Lo más importante creo que es trabajar el amor propio, en la medida en que nos amamos así nos aman, nuestras relaciones son el reflejo de nosotros mismos, si somos ansiosos e inestables buscaremos parejas así, si somos deshonestos tendremos una relación llena de mentiras, si nos apreciamos poco estaremos rodeados de personas que nos demuestren lo poco que valemos, si tenemos miedo a no conseguir algo mejor nos quedaremos con la persona equivocada y nos cerraremos a la posibilidad de conocer a quien realmente nos aprecie y nos ame como debe ser. Merecemos ser felices y amores bonitos, si para ello tenemos que estar solteros, ¡maravilloso! Conozcámonos, aceptémonos y amémonos para así estar listos para dar y recibir amor de pareja sin apegos afectivos y EN LIBERTAD.

miércoles, 30 de julio de 2014

12 Cosas que me hacen feliz de estar soltera y llegando a los 30





    Hace un año fui a una numeróloga, no volveré,  pero muchas de las cosas que dijo me sirvieron para saber como me sentía con la idea de que algo fuera de un modo y eso me ayudó a conocerme mejor. Como cuando lanzas una moneda al aire para tomar una decisión y el resultado te hace sentir aliviado o fastidiado y eso te ayuda a elegir.

   Me dijo que era “chiquita” que aún me faltaba mucho por vivir y aunque no le pregunté me dijo que me iba a casar a los 33 o a los 42 (un número que sumara 6) y la verdad eso me encanta, porque siento que puedo tenerlo TODO y que los 20s y los 30s son edades increíbles para descubrirse y explorarse como individuo antes de comprometerse con alguien o algo y pasar del YO al NOS. Todo es pasajero y por eso hay que vivir cada etapa al máximo. No sé que me depare la vida, no se si me casaré a los 33 y seré una “milf” feliz y realizada o si tendré una fundación increíble que no me dejó tiempo para casarme y también estaré feliz y realizada o si adoptaré una hermosa chinita y le pondré muchos lazos de colores y nuevamente estaré feliz y realizada. Lo que si tengo la certeza es que estar cerca de los 30 y ser soltera con trabajo, metas, educación superior entre otras cosas merece celebrarse. Y como me encantan las listas, aquí va ésta de cosas que me hacen feliz de estar soltera y llegando a los 30:


  1.      Tienes mucho tiempo para trabajarte: Entre más te conozcas a ti mismo más posibilidades tienes de ser una buena pareja, al no tener que invertir tiempo cuidando de un hogar o de una familia puedes ir al yoga, a meditar, a terapia, hacer mucho mucho deporte o hasta conversar con tus padres temas serios y sanar.
  2.       Puedes hacer cambios radicales en tu vida solo porque si: Puedes mudarte de país, cambiar de carrera, estudiar lo que siempre habías deseado, irte de voluntario a Madagascar a salvar lémures o tomar esa oportunidad laboral en Guinea para ahorrar mucho dinero. Tu decisión sólo dependerá de ti.
  3.       Las prioridades financieras las eliges tu: Tus ahorros serán destinados para lo que desees, puedes viajar o comprarte ese par de zapatos que seguramente no necesitas o ese instrumento musical, no hay que pensar en el odontólogo de los niños o en la hipoteca
  4.        El PARA SIEMPRE  es bastante tiempo: Si voy a pasar el resto de mi vida junto a alguien, creo está bien si espero bastante para conocerlo, así me aseguro de que sea el correcto y total, tendremos el resto de la vida para compartir esa otra etapa. Nada de apuros y de decisiones equivocadas solo por miedo a “quedarme sola   
  5.       ¡Tiempo para chicas! Cuando no estás casada puedes planear fines de semanas completos con tus amigas o viajes a Tailandia o ir a bailar. Confieso que aún hago pijamadas con mis amigas y nos encanta, podemos compartir todo. Es como un aquelarre moderno.
  6.       Los hombres son como niños a veces.  Si me caso se que seré una esposa de esas que como ya se realizó profesionalemente puede comenzar una nueva etapa dedicada al hogar y a llevar a los niños a clases de todo por las tardes para que sean profesionales exitosos y seguramente mi esposo va a necesitar que lo cuide y no permita que salga con alguna media rota porque los hombres a veces son así. Por ahora solo se trata de mi.
  7.       Me encantan las mariposas en la barriga. Esa emoción de las primeras veces, de ese primer beso, de esa salida, de esas palabras. Se que el matrimonio ya es una relación a largo plazo y muy racional en la que esas mariposas dan paso a otro tipo de amor más profundo y duradero.
  8.       Tener hijos lo cambia todo. Puedo dormir hasta tarde, salir con quien quiera a la hora que quiera, tengo tiempo libre y puedo leer o escribir en silencio por el tiempo que quiera. Por ahora me llevo la mejor parte de los bebés, olerlos, comprarles cositas, darles amor y devolvérselos a sus padres cuando no estén lindos y sin llorar.
  9.       A nadie le importa. Aquellos que preguntan constantemente que cuándo me voy a casar o son mi familia o están proyectando en mí sus propios miedos o frustraciones. Hay muchísima gente soltera con más de 30 años y son unos partidazos Y NO HAY NADA DE MALO CON ELLOS
  10.       No tengo que compartir mi closet o mi cama. Suena bobo pero poder explayarse en tu cama sin que nadie te quite la sabana o ponga la alarma a una hora distinta a la tuya creo que es un lujo.
  11.       Se lo que NO quiero en una relación: Ya tuve el drama de una relación adolescente, ya tuve la intensidad y la adicción incontrolable, ya tuve el hombre perfecto y el que me iba a garantizar una buena y predecible vida de casada pero que no amaba y sólo podía hablar de comida y el clima con él, tuve el peor es nada y los pasajeros, de todos me creí perdidamente enamorada en su momento hasta que gracias a dios abrí los ojos, pase el respectivo despecho y seguí adelante.
  12.       Porque lo mejor aún no ha llegado. Aún hay tiempo para todo, mientras tanto sé quien soy, me amo y me acepto como soy y estoy dispuesta por primera vez en mi vida a pasar el resto de mi vida CONMIGO, es la única garantía que tengo. Y si llega el indicado le podré dar la mejor versión de mí y podré amarlo sin miedos, sin ataduras, sin frustraciones, sin estar deseando algo mejor, sin sentir que no tenía otra opción. Lo amaré libremente y porque YO LO ELEGÍ.


No se que vaya a pasar mañana pero mientras tanto estoy feliz y seguiré siendo la mejor soltera que pueda ser

Just Love & Happiness

viernes, 18 de julio de 2014

A mis amigas

Ayer hablabamos de margenes, caligrafía palmer, recreo y creiamos que a los 23 ibamos a tener todo lo que la Barbie tenía: el ferrari, el motorhome y la familia corazón completa porque ya ibamos a ser graaaaaaandes... de repente parpadeé y hoy ya somos graaaaaaandes hablamos del futuro, de la sociedad, del amor, del dinero, de metas y seguimos juntas sólo que ahora somos mujeres concientes (lo del ferrari viene en camino...) y listas para dar a luz, no me refiero solo a bebés sino traer al mundo proyectos, un hogar,una fundación, un país, una empresa y todo lo que nos propongamos. 
Siempre digo que mis amigas son un sistema de apoyo importantísimo en mi vida, son ese chiste que no hay que explicar, esa mirada cómplice, esa con la que te robaste alguna botella de licor horrible y barato (para beber o para jugar a escondidas) algún cigarro mal fumado, la que tiene material fotográfico y audiovisual para avergonzarte por siempre, la que dice un nombre y te trae a la mente ESE ratón moral, con la que celebraste el primer amor y con la que lloraste mil veces ese despecho, en las buenas y en las malas, en las buenísimas y en las que definitivamente no llevan foto para el instagram por ser momentos duros y dolorosos... En todas me busco y en todas me encuentro porque al final creo que aunque tengamos historias distintas y puntos de vista mas distintos aún, nos unen las mismas cosas y allí nos entendemos y nos apoyamos. En la foto no están todas pero ustedes saben quiénes son. A mis amigas las amo, a las que están y a las que estuvieron y les pido que sigan siendo seres de luz en dónde sea que estén xq a eso vinimos a la tierra. Si no están felices dónde están no están en el lugar correcto. El mundo las necesita siendo luz, el mundo NOS necesita siendo hermosas y siendo amor. Ya hay suficiente hostilidad y sombra como para añadir más, sería egoísta no ser feliz...

Todo fluye aunque parezca que no



Hay momentos en la vida en los que me siento como estancada o insegura, son períodos de autosabotaje en los que siento que no tengo lo que "DEBERIA" tener a mi edad o con mi potencial, con la educación que recibí o con las metas que me impuse... sin embargo este año me propuse vivir más la vida y ser más feliz, xq la vida es un instante... y TODO LLEGA... además puede que me sienta en el mismo lugar pero se que no lo estoy y quizá suene bobo pero para mi (aunque deba recordármelo en momentos grises) algunas de éstas cosas ya me hacen éxitosa en la vida:

1.Ya no hay dramas adolescentes en mis relaciones.
2.Mis standares han subido.Me siento merecedora de más.
3.Digo que NO sin culpas.
4.DEJO IR.
5.No tengo miedo a estar sola o a no tener novio.Me gusta lo que veo al espejo y el tiempo que paso a solas.
6.Tengo un sano BALANCE entre la autocrítica y los pensamientos positivos.
7.SE que no estoy sola y tengo clarisimo mi sistema de apoyo de amigos, pareja y familia. Cada uno en el rol que le corresponde.
8.No tengo miedo de decir TE AMO o de escucharlo y de sentirlo.
9.Trato de no quejarme demasiado cambio lo que puedo y acepto lo que no.
10.Dejé de culpar a mis padres y al mundo por todo. 
11.Ya no me importa lo que otros piensen de mí.No necesito la aprobación de nadie.
12.Tengo mi pasión y la sigo.
13. Estoy amando profundamente y abriendome a recibir el amor.

Todo fluye aunque parezca que no. Cada quien tiene su historia y sus tiempos y hay que disfrutar de la vida porque pasa muy rapido y cada etapab es distinta...No hay que adelantarse pero tampoco quedarse en la zona de confort por miedo... Las respuestas sólo las tiene el corazón supongo que el balance estará allí...
 photo tw_1.jpg  photo fb_1.jpg  photo ins_1.jpg  photo yt.jpg